Tres muertos en un atentado terrorista en una iglesia de Niza

Un atentado terrorista se ha producido en el interior de la Basílica de Notre Dame, en pleno centro de Niza. Sobre las 9 de la mañana, un individuo armado con un cuchillo ha entrado en la iglesia y matado a tres personas, dos mujeres y un hombre.

Al menos una de la víctimas, una de las mujeres, ha sido decapitada. El varón fallecido podría ser el sacristán de la basílica. Dos de los muertos perecieron en el interior del templo. El tercero, en un bar cercano donde había buscado refugio tras haber sido herido.

El autor ha sido detenido por la policía municipal no lejos del lugar a las 9:10. Ha resultado herido de gravedad. El alcalde de la ciudad, Christian Estrosi, ha informado que «no paraba de gritar en árabe ‘Alá es grande’ mientras era atendido por los médicos que le trasladaron al hospital».

Según fuentes cercanas a la investigación recogidas por AFP, el atacante sería un tunecino de 21 años que habría llegado a Europa desde la isla italiana de Lampedusa. El joven, según una «fuente local cercana al expediente», se llama Brahim Aoussaoui. Había llegado a Lampedusa a finales de septiembre, donde había sido puesto en cuarentena por las autoridades italianas, antes de ser objeto de una obligación de abandonar el territorio italiano y quedar en libertad, se añadió. Estaba en Francia desde principios de octubre.

Las autoridades no dudaron en calificarlo desde el principio de terrorismo. De hecho, la Fiscalía ha abierto su investigación bajo los cargos de «asesinato» y «asociación de malhechores y terrorista».

Varios medios recuerdan las recientes amenazas de una rama de Al Qaeda en relación con la polémica de las caricaturas de Mahoma. Fuentes policiales confirman que la policía había ordenado reforzar la vigilancia a las iglesias durante Todos los Santos. No obstante, no había protección policial en la basílica de Niza.

El primer ministro francés, Jean Castex, anunció que ha elevado el nivel de alerta terrorista en todo el país tras el atentado. Ante la Asamblea Nacional, Castex consideró «innoble, bárbaro y abyecto» el atentado y prometió una respuesta «firme, implacable e inmediata». El primer ministro anunció un Consejo de Defensa extraordinario para mañana, viernes.

La Asamblea Nacional ha guardado un minuto de silencio. En la tribuna, el primer ministro defendía el confinamiento anunciado anoche por el presidente Emmanuel Macron. Terminado su discurso, Castex ha abandonado el hemiciclo para sumarse a la célula de crisis abierta en el ministerio de Interior.

La basílica de Notre Dame está cerca del Paseo de los Ingleses, la cornisa marítima de Niza, donde un ataque suicida provocó 86 muertos en 2016 mientras la muchedumbre contemplaba los fuegos artificiales del 14 de julio.

El alcalde atribuyó el atentado al «islamofascismo». «Trece días después de Samuel Paty, nuestro país ya no puede estar satisfecho con las leyes de paz para aniquilar el islamofascismo», ha asegurado el regidor en Twitter.

Macron denuncia «un ataque terrorista islamista»

El presidente francés, Emmanuel Macron, calificó de «ataque terrorista islamista» el ataque de esta mañana y anunció un mayor dispositivo militar para proteger el país.

El presidente francés ha trasladado desde el lugar de los hechos «el apoyo de la nación entera a los católicos». Reitera que Francia «no cederá» ante la amenaza islamista, igual que hizo tras el atentado que costó la vida al profesor Samuel Paty.

«No cederemos nada», afirmó Macron en una declaración en la que anunció que el dispositivo militar de seguridad pasará de 3.000 a 7.000 soldados en el país.

Este incremento permitirá proteger los lugares de culto durante la próxima festividad de Todos los Santos y las escuelas por el retorno de las vacaciones de otoño, que tiene lugar a partir de la próxima semana, afirmó el presidente francés.

Macron convocó un Consejo de Defensa para mañana en el que, aseguró, se tomarán más medidas, al tiempo que prometió «proteger» a los ciudadanos y «responder» con «firmeza y unidad» al atentado, el tercero que sufre el país en un mes.

Macron aseguró que Francia está en el punto de mira de la «locura islamista» por sus valores, «su gusto por la libertad, por permitir a cada uno que crea libremente sin ceder al terror».

El presidente envió un mensaje de unidad como respuesta a la amenaza terrorista y pidió que en estos momentos críticos «no se ceda a las divisiones». El atentado se produce a pocos días de la festividad de Todos los Santos, pero también cuando la comunidad musulmana celebra Mawalid, la conmemoración del nacimiento del profeta Mahoma.

Ataque en el consulado francés en Yeda

Las fuerzas de seguridad saudíes detuvieron este jueves a un ciudadano que atacó con un objeto punzante a un guarda de seguridad del consulado francés en la ciudad de Yeda, en el oeste de Arabia Saudí, que resultó herido leve, informó la agencia oficial SPA y recoge la agencia EFE.

La Policía de la provincia de Meca «arrestó a un ciudadano que atacó a un guardia de seguridad en el consulado de Francia con un objeto punzante y que resultó herido leve», según SPA, que no ofreció más detalles.

Este ataque se produce en medio de una ola de condenas contra el uso y defensa de las caricaturas del profeta Mahoma tras el asesinato de un profesor que las utilizó para una de sus clases en un instituto.

Un hombre abatido en Aviñón

Un hombre de 33 años que amenazó con una pistola a los viandantes de una calle de Aviñón, en el sudeste de Francia, fue abatido por la policía, un suceso en el que las autoridades locales descartan la pista islamista.

«Nos alejamos de la pista islamista. El hombre tenía un seguimiento psiquiátrico y pronunció palabras incoherentes», dijo a la AFP la fiscalía de Aviñón.

Fuentes policiales citadas por «La Provence» indicaron que el hombre, que llevaba una pistola, ha muerto y no hay heridos. La prefectura (delegación del Gobierno) indicó a Efe que la policía intervino desde poco antes de las 11.00 horas y que el fiscal se ha desplazado al lugar de los hechos, en el barrio de Montfavet. Se ha abierto una investigación oficial.

Detenido en Lyon con un cuchillo de 30 cm.

Un hombre de origen afgano fue detenido esta mañana en el centro de la ciudad francesa de Lyon con un cuchillo de treinta centímetros cuando se disponía a entrar en un tranvía, informó la prefectura de Policía.

El hombre fue arrestado mientras alzaba el arma blanca en el momento en que entraba al tranvía y permanece en dependencias policiales mientras avanzan las investigaciones, de las que ya se ha hecho cargo la Fiscalía.

Según la cadena BFM TV, el detenido hoy es un hombre nacido en Afganistán en 1994, con problemas psiquiátricos y que declaró a los agentes haber escuchado voces que le ordenaron matar.

El Mundo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecinueve − dieciseis =