Los bebés pueden curar a sus madres en el vientre

No solo las madres cuidan de sus hijos, sino que los bebés también cuidan de sus madres. Mientras se encuentra en el útero, el feto puede enviar sus propias células madre a los órganos dañados de su progenitora para restaurarlos o repararlos. La transferencia e incorporación de células madre embrionarias en los órganos de la madre se llama microquimerismo uterino.

Durante el embarazo se produce una simbiosis increíble entre madre e hijo. Entre otras cosas, comparten sangre y células, unas casi ‘mágicas’ que provocan lo que se conoce como microquimerismo fetal.

Bioguía

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro × dos =